¿Te sientes agotado? 3 sencillos pasos para reiniciar su energía

3
(1)

 

3
(1)

Cuando te sientes agotado, ¿sientes que es algo más físico o mental (emocional)? Sentirse agotado es, en última instancia, una llamada de atención.

Los tres pasos de este artículo lo ayudarán a comprender cómo y crear la mejor manera de reiniciar su energía. Al practicarlos, puedes evitar sentirte agotado en el futuro.

Los estudios en psicología de la mente y la experiencia práctica que he adquirido trabajando con cientos de personas diferentes me han demostrado que sentirme agotado es el resultado de un desequilibrio entre la energía física y mental

Ya sea que se trate de conflictos con tu jefe, amigos, familiares o su idea u opinión sobre tu autoestima, la sociedad o la vida en general, crea un desequilibrio entre estas dos energías. Como resultado, tu sistema nervioso produce reacciones químicas (hormonas) que impactan la fisiología de su cuerpo, lo que a su vez desgastará y desgarrará su cuerpo hasta un punto de agotamiento.

El proceso de desgaste es natural y al mismo tiempo muy beneficioso, ya que puede enseñarnos a gestionar nuestro bienestar físico y mental.

Bienestar físico y mental

¿Está descuidando su bienestar mental y físico al concentrar demasiada energía (pensamientos y acciones) en cosas insignificantes?

Como te sientes agotado, la respuesta es sí. Te quedas sin energía y sintiéndote cansado y agotado. Sentirse agotado es una llamada de atención para reducir la velocidad, reconsiderar su enfoque de los eventos externos y cómo se relaciona con ellos.

Tómese muy en serio su condición de agotamiento y estos tres pasos de este artículo. Lo motivarán y lo ayudarán a reiniciar su energía, aprender sobre sí mismo y usar sus capacidades de manera inteligente.

Por qué te sientes agotado

Debe haber algo que retire permanentemente tu energía física y mental. A veces puede identificar qué es, pero cuando se siente cansado, puede ser difícil hacerlo. Participar en actividades en las que no tenemos que esforzarnos o pensar de forma creativa se convierte en una norma peligrosa en momentos como estos.

Este enfoque hace que sea aún más difícil manejar los factores estresantes que lo llevan al punto de sentirse agotado.

Entonces, ¿qué puede llevarte a sentirte agotado? ¿Es una actividad física, como trabajar muchas horas, hacer mandados, etc.? Puede ser esto, pero probablemente no solo esto. Por muy cansado que te sientas por una actividad física en un día laboral normal, dormir puede ayudarle a recuperarse por completo de su agotamiento físico.

Sin embargo, los prejuicios, juicios y conceptos erróneos que ha creado para sí mismo son más complicados y requieren más que dormir para superarlos.

Los signos y síntomas de estar agotado

El agotamiento físico es muy sencillo de detectar; su cuerpo se siente pesado y la primera señal es sentir la necesidad de dormir. Después de dormir durante la noche, el sistema nervioso descansa y el sistema inmunológico ha equilibrado todas las hormonas de su cuerpo. Te despiertas y tu energía física y mental se ha recuperado.

El agotamiento mental es un poco más complicado de detectar ya que sus signos y síntomas varían; un día te sientes más concentrado, al día siguiente menos. Para detectarlos, simplemente debes detener cualquier actividad física y mental y escuchar a tu cuerpo, ser consciente de ti mismo.

Los signos y síntomas más obvios del agotamiento mental pueden ser físicos, emocionales y conductuales:

Signos físicos

  • Debilidad muscular
  • Dolores de cabeza
  • Dolor de estómago
  • Cambio de apetito
  • Sueño perturbado

Signos emocionales

  • Sentirse neurótico y ansioso.
  • Sentirse enojado sin una razón obvia
  • Falta de motivación
  • Falta de productividad

Signos de comportamiento

  • Disminución de la atención sostenida 
  • Intolerancia hacia usted mismo y hacia los demás.
  • Incapacidad para aceptar las circunstancias y el entorno.
  • Indiferencia social
  • Indiferencia por el desempeño
  • Apatía

Siga los siguientes pasos y cree una rutina para reiniciar su energía y hacer desaparecer todos los signos anteriores.

3 pasos para reiniciar su energía

Es evidente que para no sentirse agotado o agotado, no solo debe identificar la causa raíz, el factor estresante, pero lo que es más importante, tome la decisión de ejecutar con éxito el cambio y actuar con diligencia sobre su decisión.

Para dejar de sentirse agotado, primero debe dejar de sentirse cansado. Siga estos tres pasos para reiniciar su energía y nunca más se sienta agotado.

El enfoque de dejar ir

Sobre todo, en momentos en que se avecinan cambios importantes en la vida, se deben tomar medidas drásticas. El paso más significativo para eso es dar un paso atrás en la situación. Para reinventarse, debe tomarse un tiempo y distanciarse de todas las cosas a las que ha estado apegado (los factores estresantes).

Esto puede parecer como huir de las cosas o aislarse, pero solo requiere dejarlo ir por un tiempo. Deje que los eventos se desarrollen sin usted por un tiempo y podrá volver a ellos en un momento posterior. Recuerde, desea recuperar su energía y encontrar una nueva forma de administrar su vida de una manera eficiente y alegre.

Dejar ir requiere coraje, el coraje de mostrarle a su ego que las cosas en la vida pueden funcionar sin usted. Es posible que no desee dejar pasar algo por completo, especialmente si es una parte importante de su vida, pero si le está causando estrés, retroceda unos pasos para obtener una perspectiva sobre cómo manejarlo de manera más eficiente.

El enfoque del observador-guardián

Ahora ha reducido el número de actividades en su agenda, y no hay consumo de energía en este momento. Al dejar ir, ha creado un nuevo momento de tiempo y espacio en su vida. Cuando puedas estar quieto, observa cómo esa quietud te ayuda a recuperar y recrear tu energía.

El enfoque pasivo

Aborde sus deberes de la vida diaria ahora no vertiendo toda su energía, sino observando pasivamente la situación. Si está involucrado en una discusión, no reaccione de inmediato. Trate de recibir primero información sin intercambiar o invertir su energía y:

  1. Deja de reaccionar o actuar.
  2. Date cuenta de la capacidad de tu paciencia y tolerancia ante la situación.
  3. Mira tu energía existente y profundiza tu quietud
  4. Mejora tu paciencia y tolerancia.

Una vez que se haya dado cuenta de esto, acepte el hecho de que no debe cambiar la situación si no es de su agrado, pero actúe en consecuencia y haga todo lo posible para encontrar una solución que funcione para usted y la otra parte.

Este paso le enseñará cómo invertir su tiempo y energía en las cantidades adecuadas. Aquí también puede integrar los dos primeros pasos y administrar su energía de la manera correcta.

¿Te ha parecido útil este contenido?

¡Puntúalo!

Promedio de puntuación 3 / 5. Recuento de votos: 1

Sé el primero en puntuar este contenido.

Ya que has encontrado útil este contenido...

¡Sígueme en los medios sociales!

¡Siento que este contenido no te haya sido útil!

¡Déjame mejorar este contenido!

Dime, ¿cómo puedo mejorar este contenido?

 

¿Te ha parecido útil este contenido?

¡Puntúalo!

Promedio de puntuación 3 / 5. Recuento de votos: 1

Sé el primero en puntuar este contenido.

Ya que has encontrado útil este contenido...

¡Sígueme en los medios sociales!

¡Siento que este contenido no te haya sido útil!

¡Déjame mejorar este contenido!

Dime, ¿cómo puedo mejorar este contenido?

Compartir el post en tus redes sociales también es muy apreciado y permite a los autores ganar reconocimiento. Puedes utilizar #sumestucanal.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Ir arriba

Utilizamos cookies en nuestro sitio web

Por favor, confirma si aceptas nuestras cookies de seguimiento. También puedes rechazar el seguimiento, por lo que puedes seguir visitando nuestro sitio web sin que se envíen datos a servicios de terceros.

Configuración de las cookies