El reino elemental. (Hadas, Gnomos, Ondinas y Salamandras)

5
(2)

 

5
(2)

Desde tiempos inmemoriales, en muchas culturas y leyendas se habla del reino elemental donde hacen vida Hadas, Gnomos (o Duendes), Salamandras y Ondinas (o Sirenas). Para la mayoría, no son más que mitos fantásticos. Sin embargo, para otros, son tan reales como usted o yo.

Sinembargo, los no creyentes tienen algo en común. En en lo más profundo de su ser tienen una sensación inexplicable que les susurra la verdad. Y los personajes de Disney se han encargado de mantener esa esta verdad viva, al menos en subconciente colectivo.

¿En verdad existen estos enigmáticos seres?

En el plano de lo existencial, existen dos líneas evolutivas. La línea evolutiva del reino elemental y la humana. De manera similar, se dividen en niveles de realidad que se experimentan, según el grado de conciencia individual alcanzado en su rama evolutiva correspondiente.

La línea evolutiva humana, empieza desde lo mineral, y continúa más allá de la maestría cósmica. En otra dirección, la línea evolutiva elemental empieza desde un gnomo, hada etc, hasta más allá de de los serafines angelicales. Ambas líneas, de manera similar, recorren cientos de miles de años de evolución y estados de consciencia.

Los Gnomos, Hadas, Salamandras y Ondinas, son conocidos como «Los elementales». Es decir, pertenecen al reino elemental o el reino de los ya conocidos 4 elementos de la naturaleza, agua, aire, tierra y fuego. Y cada uno de estos elementales, proviene de uno de esos cuatro elementos mencionados.

Las Hadas.

Pertenecen al elemento aire y son las encargadas de los vientos, y de proveer al ser humano de inspiración, pues, están relacionadas con el aspecto mental de la creación. Toman formas muy hermosas y son pocos los afortunados en verlas.

Cómo están relacionadas con el aspecto mental, les produce gran incomodidad los malos pensamientos de los seres humanos. Además tratan de impregnar a estos, de ideas altruistas que mejoren el ambiente donde los humanos se desenvuelven.

Sufren cuando el éter está impregnado de malos pensamientos. Especialmente las zonas de conflictos, grandes ciudades etc. Por lo que se revelan contra el hombre en forma de ciclones, tornados, y huracanes.

Los Gnomos.

Pertenecen al elemento tierra. Son los encargados de enriquecer el suelo para las cosechas, producir las hierbas y todo tipo de vegetales. Ademas impregnan de propiedades especificas a las plantas. Especialmente las propiedades medicinales de muchas de estas.

Al igual que las Hadas, también sufren por el poco respeto que el ser humano le tiene a la naturaleza y se irritan por la contaminación que este produce. Por lo que también se revelan en forma de terremotos, deslizamientos de tierra y colapsos de montañas.

Uno de los tipos de gnomos más conocidos, son los elfos, un poco grotescos, la mayoría de las veces con aspecto anciano y de unas dieciséis pulgadas de alto. Los que han tenido la fortuna de encontrarse con uno de estos los han visto salir o entrar de los agujeros de los árboles.

Las Ondinas.

Las ondinas pertenecen al elemento agua. Se parecen mucho a los seres humanos en cuanto a tamaño y forma. Las más conocidas son las sirenas y se encargan de vigilar el curso de las aguas y crean afluentes de estas donde se necesite.

Por pertenecer al elemento agua son sensibles a las emociones humanas. Como el resto de los elementales, se sienten incómodas donde predominan emociones humanas oscuras. Debido a esto se revelan en forma de maremotos, mareas rojas, crecidas destructivas de ríos y tormentas perjudiciales acompañadas de grandes vientos en colaboración con las Hadas.

Aparentan tener un atuendo muy vistoso de color azul verdoso pero de textura acuosa y se les puede ver en cascadas, lagos, cerca de hojas de nenúfar, bancos de coral o pantanos. Existen muchas historias de marineros que se han encontrado con Ondinas en forma de sirena.

Las salamandras

Son los bien llamados espíritus de fuego, pues pertenecen a este elemento. Se le ha visto como lenguas de fuego danzando en los campos o pequeñas llamas alrededor de las casas. Su misión para con el humano es mantenernos calientes.

Sin su presencia no puede existir el fuego, e incluso para el simple encendido de una cerilla, está presente una salamandra. También tienen que ver con las emociones. Por consiguiente son sensibles a las emociones negativas de los hombres igual que el resto de los elementales.

También les molesta el mal uso del fuego que hacen los humanos. Principalmente con las armas de fuego y nucleares. Por esto se revelan en erupciones volcánicas desastrosas o de advertencia o en incendios repentinos que en la mayoría de los casos resultan inexplicables.

Elementales como nuestros aliados.

En realidad la línea evolutiva del reino elemental, fue originada como apoyo de la línea evolutiva humana. Cuando aprendemos a tener buena relación con la naturaleza, estos amigos invisibles se esmeran en facilitarnos las cosas. Y cuando el amor y el respeto por la naturaleza y los elementos aumenta, en nuestra vida diaria, entonces estos amigos se nos manifiestan y nos ayudan con gusto y de manera directa.

Un abrazo inmenso.

¿Te ha parecido útil este contenido?

¡Puntúalo!

Promedio de puntuación 5 / 5. Recuento de votos: 2

Sé el primero en puntuar este contenido.

Ya que has encontrado útil este contenido...

¡Sígueme en los medios sociales!

¡Siento que este contenido no te haya sido útil!

¡Déjame mejorar este contenido!

Dime, ¿cómo puedo mejorar este contenido?

 

¿Te ha parecido útil este contenido?

¡Puntúalo!

Promedio de puntuación 5 / 5. Recuento de votos: 2

Sé el primero en puntuar este contenido.

Ya que has encontrado útil este contenido...

¡Sígueme en los medios sociales!

¡Siento que este contenido no te haya sido útil!

¡Déjame mejorar este contenido!

Dime, ¿cómo puedo mejorar este contenido?

Compartir el post en tus redes sociales también es muy apreciado y permite a los autores ganar reconocimiento. Puedes utilizar #sumestucanal.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Ir arriba

Utilizamos cookies en nuestro sitio web

Por favor, confirma si aceptas nuestras cookies de seguimiento. También puedes rechazar el seguimiento, por lo que puedes seguir visitando nuestro sitio web sin que se envíen datos a servicios de terceros.

Configuración de las cookies