Ovnis y extraterrestres. Siempre han estado aquí. (9na Parte)

Quedamos en el artículo anterior, donde Enki creó un hombre mejorado; el homo sapiens moderno. Lo dotó de más inteligencia y capacidad de aprendizaje y de reproducirse. Esto, enfadó a su hermano Enlil quién exigió se destruyera a esta nueva especie humana. Especie a la que An, decidió dar una oportunidad , con la condición, de que Enki prometiera no facilitarle más conocimientos que los necesarios para la minería.

Enki estaba fascinado con su creación y quería saber, hasta qué punto, está era capaz de medrar. Por esto, valiéndose de artimañas, instruyó a los humanos en conocimientos básicos. Por ejemplo leer, escribir, y la agricultura son los primeros conocimientos impartidos. Siguieron el arte plástico, la música, la política y el arte militar.

Para cuando Enlil y sus partidarios se dieron cuenta de la proliferación de la especie humana y todo lo que esta había aprendido, ya era demasiado tarde para frenarlo. Furioso Enki, planifica la extinción de los humanos, aprovechando que conocía el deshielo de los polos que se daría en la tierra. Enki también lo sabía y ademas conocía las intenciones de su hermano, quien valiéndose de un humano predilecto, le instruyó para salvar a parte de su creación del diluvio universal.

Los Anunnakis, ¿benévolos o malévolos?

Hasta aquí dejaremos la extensa nota sobre los anunnakis. Podemos clasificarlos entre las razas de extraterrestres benevolentes o no, dependiendo del punto de vista. Desde el ángulo de las intenciones de Enlil, son perjudiciales para los humanos, pero desde la óptica de las intenciones de Enki, son benevolentes.

Pasarán muchos años, antes de que surjan evidencias que echen por el suelo las traducciones y conclusiones de Zecharia Sitchin o por el contrario, comprueben total o parcialmente esta teoría fantástica. Hipótesis que por el momento, se sustenta en sus coincidencias con la teoría del eslabón perdido de la evolución humana. La teoría del planeta «X», que perturba la orbita de los gigantes gaseosos de nuestro sistema solar, entre otras teorías.

Son muchos los enigmas que rodean a los saltos evolutivos de la especie humana o la configuración cromosómica de esta. También son muchas las pistas sugerentes que dan los libros sagrados de las religiones más antiguas. En fin, enigmas, misterios y vacíos que muy bien calzan o pueden ser llenados por la teoría de los anunnakis.

Extraterrestres amistosos o benévolos

Los Lyrianos

Provenientes de los planetas que orbitan las estrellas que conforman la constelación de Lyra. De estos se dice, que son la civilización raíz a la cual pertenece la raza humana terrestre. De los lyrianos, se han clasificado al menos seis tipos morfológicos. Entre estos están, los caucásicos de piel blanca y cabello rubio, los de piel morena, los muy altos que miden 2,70 metros, pelirrojos de aspecto feroz, los de aspecto felino y por último los de aspecto de aves.

Representan para la raza humana y para ellos mismos, los guardianes de la memoria histórica de la humanidad, a la vez que tratan de minimizar el impacto de la intromisión de las razas no benévolas, en los asuntos terrestres y colaboran con nuestro despertar de conciencia en la medida que nosotros lo permitimos.

Esperan el día, que nuestra humanidad tome conciencia de su origen galáctico y que ciertas condiciones espirituales y cósmicas se den, para instruir a la raza humana sobre su origen Lyriano y su potencial mental, emocional y espiritual y cómo asumir su papel dentro de la comunidad de mundos y una vez preparados, colaborar en el desplazamientos de las fuerzas oscuras de nuestra galaxia.

No te pierdas mi próximo capitulo, para que conozcas otras razas benevolentes de extraterrestres.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Ir arriba