COVID_19. ¿Crees que volveremos a ser los mismos?

3
(3)

 

3
(3)

COVID_19. ¿Crees que volveremos a ser los mismos?

En los últimos meses hemos vivido un cambio abrupto en nuestras vidas, debido al Virus COVID_19. La mayoría de los países del mundo han sido fuertemente golpeados, por los estragos que este virus ha causado. Muchos repiten, ¿ Cuándo vendrá la normalidad?, volveremos a ser los mismos luego del COVID_19.

Si analizamos la forma como se transmite, lo podríamos observar como un enemigo silencioso e invisible, que ataca sin distinguir, edad, sexo, condición social, país de procedencia, etc. La manifestación en  cómo este virus se ha presentado a la humanidad, es la de un `virus nuevo’, en el que los científicos y médicos del mundo luchan sin tener una guía a seguir.

Los tratamientos  para ayudar a los contagiados se adecúan día a día, dependiendo la experiencia del tratamiento probado en varios enfermos, lo que hace de su tratamiento un verdadero acto de fe ante lo desconocido.

A muchos los tomó esta experiencia fuera de sus casas, alejados de sus seres queridos. A otros, lamentablemente los recluyó en una sala de hospital, sin poder tener el consuelo y la atención de los más cercanos. La población más vulnerable; nuestros ancianos, por lo que nos repiten a cada momento, cuídate y cuídalos, quédate en casa.

Sin distracciones

Con la frase; ‘Quédate en casa’, nos pidieron que nos mantuviéramos en aislamiento social. El aislamiento obligó a muchos a cambiar su rutina, ya no tenían que levantarse temprano a llevar a los niños al colegio, correr para llegar tempranos al trabajo, estar fuera de casa trabajando o estudiando por más de ocho horas diarias, entre unas mil actividades más.

Ahora que estamos en casa, nos reencontramos de lunes a domingo con nuestros padres, hijos o esposo, con 24 horas libres para hacer lo que podamos querer. Nuestra casa se ha convertido en un espacio de reencuentro con los nuestros, un reencuentro que puede tornarse algo inquietante en ciertos momentos de la convivencia

Después de aceptar la cuarentena o distanciamiento social, de limpiar nuestras casas, lavar toda la ropa sucia, sobreponernos a los miedos de la pandemia, callar llamar a familiares y amigos, revisar las redes sociales, etc, podrás escuchar un silencio que puede llamar tu atención. Ese silencio surge como el resultado de que ya no están presentes todos los distractores que existían en tu vida antes de la pandemia.

Este espacio de silencio, te invita a considerar cosas que casi nunca te detendrías a pensar; ¿Alguna vez he tenido el control realmente de algo?, ¿Qué es lo realmente importante para mí?, ¿Quién soy, soy lo que hago?, ¿ Qué tipo de madre, esposa, hija, amiga, soy?.

En esta lluvia de ideas, puedes encontrarte con algo de ansiedad. Tu incomodidad obedece a que estarás poniendo tus ojos en tu interior, ya que para dar respuestas a todas esas interrogantes, solo tendrás un lugar donde buscar, Dentro de ti.

Podrás sentir que están luchando con un monstruo, con un enemigo desconocido hasta ahora. Déjame decirte que ese monstruo no es el coronavirus, ese monstruo son tus demonios internos. Como demonios me refiero, a tus temores, tus inconformidades, tus debilidades, tu necesidad de control, tus expectativas, entre otras muchas más. No quiere decir que tenía que pasar una pandemia para encontrarte con ellos, lo que sucede, es que ya no tienes cosas que permiten distraerte para no verlos.

COVID_19. ¿Verdaderamente piensas que volveremos a ser los mismos?

Realmente creo que no volveremos a ser los mismos. Quiero pensar que el tiempo que hemos vivido sin distracciones, nos ha hecho valorar más la relaciones humanas. Eso lo puedes observar, cuándo queremos visitar a nuestros padres, tomar un café con un amigo, o solo estar acompañados presencialmente.

Los animales se han acercado a las costas y ciudades, entendemos que quienes hemos invadido espacios somos nosotros. La tierra agradece su limpieza, que extrañamos soltar el celular y abrazar más fuerte.

Los procesos de cambio y transformación muchas veces son dolorosos, y quizá aún podamos querer salir corriendo y volver a una supuesta normalidad, pero debes entender que, ya no serás el mismo. Esto le demostró a la humanidad que solo tenemos lo que somos, que en casa nos vemos iguales médicos, maestros, secretarias o amas de casa, que no somos lo que hacemos.

Gracias al COVID_19, hemos visto caretas caerse, la solidaridad de quien menos lo esperamos, el terror de lo desconocido y el gran amor de quienes luchan por vidas, olvidándose de la suya. Todas estas vivencias nos permitirán manifestar una mejor versión de nosotros mismos, y no lo digo para que creas que esa versión le gustará a todos. Lo que sí te puedo asegurar, es que te transformarás en una versión conocida y aceptada por ti.

Te deseo que paso a paso te acerques a tu verdadero ser. Es el momento de mirar hacia dentro, pide guía y protección a la divinidad. Fluye y permítete conocerte y agradecer lo que en realidad eres, lo que en realidad somos.

Un abrazo inmenso.

¿Qué te ha parecido este post?

¡Puntúalo!

Ya que has encontrado útil este contenido...

¡Síguenos en redes sociales!

¡Siento que este contenido no te haya sido útil! Lo tendremos en cuenta para mejorar

¡Déjame mejorar este contenido!

Dime, ¿cómo podemos mejorar este contenido?

 

¿Qué te ha parecido este post?

¡Puntúalo!

Ya que has encontrado útil este contenido...

¡Síguenos en redes sociales!

¡Siento que este contenido no te haya sido útil! Lo tendremos en cuenta para mejorar

¡Déjame mejorar este contenido!

Dime, ¿cómo podemos mejorar este contenido?

Compartir el post en tus redes sociales también es muy apreciado y permite a los autores ganar reconocimiento. Puedes utilizar #sumestucanal.

1 comentario en “COVID_19. ¿Crees que volveremos a ser los mismos?”

  1. Pingback: Dejar de tener sexo es perjudicial para nuestra salud

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Ir arriba

Utilizamos cookies en nuestro sitio web

Por favor, confirma si aceptas nuestras cookies de seguimiento. También puedes rechazar el seguimiento, por lo que puedes seguir visitando nuestro sitio web sin que se envíen datos a servicios de terceros.

Configuración de las cookies